domingo, 11 de septiembre de 2016

CANFRANC-CANFRANC

Duro y fantástico este fin de semana el que hemos podido vivir y disfrutar de esta nueva edición de la CANFRAN-CANFRANC Un fin de semana que este año sí ha contado con el tiempo como un gran aliado.  El sol ha sido protagonista de las 3 jornadas con algo de calor y alguna nube amenazante sobre la zona del Aspe el sábado por la tarde noche que no llegarían a más.  Aunque el verdadero protagonismo se lo han llevado tanto las verticales, duras y bellas montañas que rodean Canfranc y el Valle del Aragón, como los cerca de 500 corredores que se han acercado a Canfranc este fin de semana para disfrutar de alguna de las 5 propuestas que nos ofrecía la organización de este gran evento.
Comenzaría la fiesta el viernes a mediodía, con la disputa del casi novedoso formato en España del KV de descenso. Una experiencia realmente intensa y emocionante para los pocos corredores que hemos aceptado este reto de descender La Raca, con sus 4 km y casi 1000 negativos a toda velocidad. Los vencedores serian el local Raul Criado con un fantástico crono de poco menos de 17’ y Nieves Hernández.
El sábado por la mañana se irían dando las salidas escalonadamente del resto de las pruebas. A las 5 partiría la Ultra, a las 6:30 la prueba de 80 km, a las 8 la Maratón y a las 9 la prueba de 16 km.
Comenzando por esta última. Repito que para mí una verdadera joya en cuanto a recorrido con sus 16 km y en torno a los 1600+, con la subida a La Moleta por el Carretón y descenso por el Ibón de Iserias y el final del valle de Izas. Precioso el recorrido con este largo e intenso recorrido y ese descenso tan sumamente bonito. Una prueba en autosuficiencia, sin ningún avituallamiento, aunque hubo gente que no se debió enterar bien o decidió ahorrase ese pequeño peso y evidentemente después se echa en falta el agua. Destacar negativamente la descalificación del corredor que llego en primero lugar a la cima de La Moleta por no llevar el material obligatorio. Así los vencedores serían Santiago Mezquida con 2:04:55 y Mónica Mena con 2:38:36
La Maratón. Dura, muy dura esta prueba de más de 43 km y en torno a los 4000+, que después de coronar La Moleta (2572 m), todavía tiene que visitar Astún con el duro ascenso a La Raca y dar una buena vuelta por Candanchú, con ese precioso ascenso por Loma Verde hacia la Tuca Blanca para finalizar con ese último muro que lleva al  Collado de Estiviellas, previo al largo descenso hacia meta. Prueba muy disputada y con bastante nivel entre los participantes y que después de una dura lucha entre Pablo Villalobos y José Luis Beraza se decantaría hacia el lado del lado del corredor extremeño. Un atleta que ha sido campeón de España en Maratón y que puede lucir unas marcas de 1:03 en media maratón o 2:12 en Maratón y que ha llegado a la montaña con unas prestaciones muy interesantes. Destacar que llegaría a La Moleta a pocos segundos de Beraza pero sería en el descenso donde tomaría la delantera, destacando precisamente en esa faceta de descenso, donde realmente fraguaría su victoria con un tiempo de 6:15:16. Victoria que finalmente se ha llevado casi al sprint.
En cuanto a chicas la victoria ha sido clara para la vasca Aitziber Osinalde, que no ha tenido rival en la prueba y ha llegado a meta marcando un tiempo de 7:55, casi hora y veinte antes que Mónica Romero que lograría la segunda plaza.
Destacar en esta prueba la presencia de la vasca Irene Sarrionandia, corredora incombustible de 67 años y que finalizaría la prueba en cuarta posición con un tiempo de 11:05.
La prueba de 80 km y 6500+ prácticamente transitaba por el mismo recorrido que la Ultra de 100 km pero evitando el ascenso a los gigantes Collarada y Aspe, dejándolas en una ultra también muy bella, pero no tan extremadamente dura como su hermana mayor. Destacar la no presencia en esta carrera de participación femenina y la victoria incontestable del francés Michel Guilcou con un tiempo de 15:22.
Y la prueba reina, la Ultra de 100 km. Casi nada, brutal, dura, intensa, pero bella, muy bella. Una prueba que prácticamente asciende a todas las cimas que rodean el valle del Aragón. Poco a poco, muy poco a poco, los pies de los corredores van pisando Collarada (2883 m), la Punta de la Tronquera (2689 m), la Moleta (2572 m), el Vértice de Anayet (2574 m), La Raca (2278 m), el Pico Malacara (2268 m), y finalmente el espectacular Pico del Aspe (2640 m), un pico que prácticamente todos los corredores tenían que afrontar de noche haciéndose especialmente duro este tramo. Un recorrido increíble, tanto por su belleza como por su extrema dureza, pero que han logrado completar 50 de los 77 corredores que tomaron la salida. Y es que los corredores que decidieron afrontar este reto sabían lo que tenían por delante y sabían en que proyecto se metían.
En cuanto al plano competitivo realmente fue muy emocionante tanto en el apartado masculino como en el femenino. En el primero serían 3 los corredores encargados de dar el espectáculo, con un Toni Blanco, vencedor de la pasada edición que salió fuerte, logrando llegar a la cima de la Moleta, ya en el km 30 con un minuto de diferencia sobre el vasco Ion Aspiroz y otro sobre su compañero Nacho Cabal. La prueba estaba muy viva. En el descenso hacia Izas el vasco enlazaría con el asturiano para llegar ya con un minuto de ventaja sobre Blanco y 10’ sobre Nacho Cabal, mientras que el resto de perseguidores ya quedaban algo más rezagados. A partir de allí Aspiroz iría logrando prácticamente 10’ de ventaja de avituallamiento a avituallamiento sobre Toni y otros 10 sobre Nacho Cabal. El ritmo de Ion era arrollador afrontando la ultima parte desde Candanchú hasta meta con casi 25’ sobre su principal perseguidor y una hora sobre el tercero. Y fue en ese tramo donde el corredor vasco no dio ya ninguna opción a sus rivales, llegando a meta en un fantástico tiempo de 17:41, algo más de una hora de margen sobre el corredor asturiano. La tercera plaza sería para Nacho Cabal ya con un tiempo de 19:23.
En cuanto al plano femenino la prueba tampoco defraudo en absoluto.  Solo 4 corredoras en carrera, pero que 4 corredoras. En un principio tomaría el mando Encarna Fernández, mientras que Sara Codina sufría un esguince, aunque se repondría y seguiría en carrera, ¡que mujeres más duras!. Pronto la catalana enlazaría con la líder llegando juntas a la cima de la Moleta, con un margen de 9’ sobre la vasca Jaione Sasieta que había decidido tomárselo con mucha más calma. La carrera era muy larga. A partir de allí comenzaría la carrera de la vasca, logrando sobrepasar a las dos y llegando a Formigal, 15 km después, en primera posición ya con 10’ de margen sobre la catalana que a su vez había dejado ya atrás a Encarna.  A partir de allí carrera arrolladora de la vasca, ganando minutos y minutos, así como muchos puestos para presentarse en meta con 4 horas de margen sobre Sara Codina, mientras que la tercera plaza sería para la también catalana Mónica Guilera, otra que realizaría una segunda parte de carrera de menos a más ganando posiciones a medida que pasaban los kilómetros.
En resumen, si el pasado año fueron muchas las críticas vertidas sobre la organización, en parte generadas por lo extremo del tiempo, este año poco se le puede criticar a la organización, a la que hay que dar la enhorabuena por el trabajo tan bien hecho, puesto que todo ha salido a la perfección. Evidentemente hay muchos detalles, tantos como corredores, se pueden mejorar muchas cosas, se pueden cambiar otras, pero el circuito es brutal, enorme, espectacular. Quizás los avituallamientos están algo alejados entre ellos, pero evidentemente la mochila del corredor no puede ir vacía. La hora de salida, quizá también se podría cambiar, pero o bien Collarada o bien el Aspe habrá que afrontarlo de noche por la mayoría de los corredores.
En resumen, una resaca muy agradable nos ha dejado esta prueba. Una prueba donde los corredores llegan a meta diciendo “nunca más” y tardán menos de una semana en cambiar de opinión. Enhorabuena Canfranc, y Enhorabuena a sus voluntarios, parte fundamental y parte destacada por todos los corredores.
La prueba de 100k cerraba el circuito ALPINULTRAS, y proclamo como vencedores a Ion Aspiroz y a Sara Codina
Y por otra parte esta misma prueba forma parte de la CHALLANGE HUESCA LA MAGIA DE LOS PIRINEOS. 5º prueba de este circuito que cerrara la Ultra Trail GUARA SOMONTANO.
 
Alguna Anécdota:
--  Israel Mercader, que después de bajar el Aspe algo rayado y con escasamente 14 km para llegar a meta, decidió meterse en un saco de la organización en el control de Tortiellas y dejar la noche para que corrieran los demás. El durmió 6 horas hasta que amaneció y llego a meta en el puesto 25. Iba el 14.
--  Destacar el homenaje a uno de los voluntarios en nombre de todos. El homenajeado tiene 91 años.
-- Emocionantísima la entrada del último correodor en meta. Antonio Callejero, cuando todos pensabamos que estaba fuera de carrera entra exultante en meta a falta de 18" para el cierre de carrera.
- - El corredor más veterano Julio Rina, que participó en la Maratón con 78 años. 


CLASIFICACION
1 - Ion Aspiroz..................  17:41:27
2 - Toni Blanco.................   18:51:57
3 - Nacho Cabal................   19:23:23
1 - Jaione Sasieta..............   25:59:37
2 - Sara Codina.................   29:54:08
3 - Mónica Guilera............  30:13:01

FOTOS KV DESCENSO

FOTOS MOLETA 

MAS FOTOS MOLETA

ALGUNA FOTO MÁS

FOTOS META Y PODIUMS. 

7 comentarios:

Antonio Morales dijo...

Ramon Ayer en los comentarios me quede corto era todo muy reciente, sin lugar a duda la mejor carrera de montaña que correre jamas, unos voluntarios de 10 que en todo monento estuvieron pendientes de los corredores un recorrido de 10 espectacular y supertecnico, un marcaje espectacular tanto que parecia que ibas por la autopista subiendo el Aspe y una Muy Buena Organizacion , en definitiva lo tiene todo para ser la Mejor carrera de montaña BRUTAL.

Monrasin dijo...

Muchas gracias por el comentario Antonio. Se agradecen, tanto si son positivos como negativos. Que de todo se aprende.

Cacatúa dijo...

Mil gracias Ramón, si es que tú si que eres el mejor, el mejor dando sin parar, ahí estás para regalarnos tu trabajo en este caso de días, y encima en horas has colgado todo tu material, tu generosidad es igualable al valor y coraje de todos los que han estado corriendo junto la de los voluntarios, mira tú que saco tan grande.Pues yo creo que te lo mereces.

Rotten HD dijo...

Ramón, eres el alma de cada carrera, siempre con el dedo en el disparo de la camara... siempre con animos. gracias por estar siempre en cada cima y regalarnos esas bellas fotos.
Un muy muy fuerte abrazo y nos vemos pronto por las montañas.
Pedazo crónica que al leerla siempre me llegan los recuerdos de haber disfrutado de la Canfranc-Canfran.
RAUL CONCHESO

Monrasin dijo...

Que me sonrojais!!!! Muchas gracias!!!

Ole dijo...

Hola Ramón!!!. Ya se tu nombre. Hasta hora hablaba de ti como el de la cámara de la Moleta! Jjj.
IMPRESIONANTE tu crónica y reportaje. Me encanta tu forma de disfrutar el monte.
Decir que ha sido una carrera de diez!!!: Recorrido, organización,... pero sobre todo, por el trato recibido por voluntarios y demás gente relacionada con la carrera.
Por cierto no me he presentado, soy el de la caída con golpe en el cuádriceps. Me llamo Olegario y soy de Cáceres. Si alguna vez quieres bajarte a correr y fotografiar la sierra de Bejar, Gredos,... te puedo servir de guía.
Un abrazo, y muchas gracias por todo.
Por cierto te he "choriceado" algunas fotos! Jjj

Monrasin dijo...

Muchas gracias por le comentario Olegario!!!
Espero que esa pierna ya este bien. ¡¡Como la luchaste!!!
Y tomo nota del ofrecimiento, son zonas que no conozco y desde luego que me encantaría conocer!
Un abrazo!